Páginas

jueves, 31 de mayo de 2012

The Long, Hot Summer (1958)


Se acercan el verano y esas largas tardes de despreocupación que podemos dedicar sin remilgos no sólo a salir y a broncearnos, sino también a ver películas. Aquí os dejo una pequeña sugerencia para una de esas tardes en las que queráis disfrutar del ventilador, el refresco y una buena ración de cine clásico.

El otro día, aprovechando una tarde de aburrimiento, decidí echarle un vistazo a "El Largo y Cálido Verano" (1958), por simple curiosidad. Fue la primera película que Paul Newman y Joanne Woodward rodaron juntos, fue el inicio de su preciosa relación. Después del rodaje, la boda no se hizo esperar. Se casaron ese mismo año, 1958. Así que por ver cómo se había cocido el romance entre ellos, por deleitarme con un jovencísimo Paul Newman llevando sombrerito, corbata y cestita de picnic, y por el placer de ver una buena película... Me senté a ver "The Long, Hot Summer". 


No voy a ser desconsiderada explotando la película, pero sí que os contaré por encima de qué trata la historia. Ben Quick (Paul Newman),acusado de incendiar un granero expulsado del lugar en el que vive, decide emprender una nueva vida en un pueblecito de Mississippi. Allí, comienza a trabajar para el señor Varner (Orson Welles), un ricachón padre de una hija soltera algo cabezota (Joanne Woodward)... Y hasta aquí puedo leer. Ya sabéis que hay un picnic de por medio, algo más que fundamental y trascendental en la trama (lol) , no quiero contar más, ¡prefiero que lo descubráis por vuestra cuenta! 


No es un film con una trama desbordante ni mucho menos pero aquellos que sepan apreciar y que gusten del cine clásico, disfrutarán sin duda de esta película. Palabra. 







8 comentarios:

  1. Hmmm seguiré tu recomendación y la descargaré ahora mismo para verla en una de esas "largas y cálidas tardes" XD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me contarás que te ha parecido. Por cierto, quien dice "jovencísimo Paul Newman con sombrerito, corbata y cesta de picnic" dice "Paul Newman con el torso sudado al viento". Debía aclarar este punto.

      Eliminar
    2. No si ya... ya me he fijado en alguna de las fotos jajajaja. Por cierto, no sé dónde cultivarán las sandías, pero la que está comiendo tiene unas pepitas más grandes que mi cabeza XD

      Eliminar
    3. Los americanos, que lo hacen todo a lo grande. jajajajajajajaja

      Eliminar
  2. JAJAJA, muy bueno lo de las pepitas y los americanos. Y la película es muy bonita, ya la había visto hace unos cuantos años, a mí el me encanta y me encanta el amor que se profesaban, me encanta eso que él decía de que "para que quiero hamburguesas si tengo bistec en casa" o algo así, refiriéndose a su mujer. Esta pareja demostró toda su vida que el amor existe de verdad y más en un mundo tan difícil como es el del espectáculo...saludooos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Absolutamente de acuerdo contigo, Marlén. La cita era justamente así, y la verdad es que le doy la razón. Pocas personas quedan con esa manera de pensar, lamentablemente. En un mundillo en el que los matrimonios se acaban a las dos semanas, ellos demostraron que si hay amor no tiene por qué acabar.

      Eliminar
  3. Te hice caso y el otro día la vi, cambió de ser una calurosa y aburrida tarde de verano a una calurosa tarde de verano a secas xD y al día siguiente la echaron por la tele... ¿Casualidad? chan chan....

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...